30 marzo 2012

Presente continuo

Circular y obvio
todo rueda

ya estoy creando motivos para mis próximas emociones
de felicidad y de pena
ya estoy creando todo lo que mi cuerpo necesita expulsar

Ya
me estoy oyendo llamarme
ya estoy emprendiendo la marcha
ya me estoy buscando
ya me estoy esperando
continuamente

29 marzo 2012

La potente impotencia

Es terriblemente doloroso y bello
sentir que por mucho que quiera
no necesito nada
no quiero nada
nada me sirve
todo se escapa
nada permanece
porque todo está ahora
porque vaya donde vaya
es aquí
en mí

28 marzo 2012

Bucle

[*] Uno sonríe y ríe y grita y gime y jadea y llora y tiembla y salta y se estremece
por tantos motivos dispares
lo mismo por un orgasmo que por felicidad que por miedo que por tristeza que por mala suerte
y después
uno se queda siempre igual: en calma, tranquilo

No hay que darle tanta importancia a las emociones

Uno crea y planifica y se preocupa y se ocupa y se postocupa y se amarga la vida
por tantos motivos dispares
lo mismo por un trabajo que se eterniza que por pagar el alquiler que por esperar una hora a tu pareja que por perder un avión en un atasco
y después
uno siempre llega a la misma conclusión: todo se soluciona de una forma u otra, se llega a un estado final, es inútil todo lo que la mente crea anticipándose a lo que va a ocurrir, nunca acierta

No hay que darle tanta importancia a los pensamientos

Uno se empeña en hacer mil cosas a la vez, deprisa, más deprisa, con ansiedad, con miedo al futuro, como si a uno se le fuese la vida por el desagüe, como si le persiguiera el reloj de la muerte
y cuando no puede más
y se para
se da cuenta de que en la calma, en lo sutil, en la sobriedad
en lo sencillo
se encuentra el sentido de cada latido
de cada bocanada de aire


uno, al final, se da cuenta
de lo simple y obvio que es todo en la vida
de la levedad omnipresente
de la permanente impermanencia de cada cosa
de cada sensación, de cada emoción, de cada pensamiento
de uno mismo

de que todo es tan bello
diáfano y obvio
que se clava en el pecho
terrible e insoportablemente
para el ego y la mente
que todo lo quiere racionalizar
darle mil vueltas
hacerlo complejo

no podemos
nos volvemos locos
caemos
y de nuevo a empezar
[*]

Cuentas

Uno, dos, tres
y para de contar

Esos son los motivos

Todo lo demás, es engaño

Mira

Todo es
terrible|mente
obvio

Tratemos, por lo menos, de engañarnos

Resumiendo
digamos que oscilamos
entre dicha y desdicha
casi como decir
entre el cielo y la tierra
aunque el cielo de ahora y el de siempre
se ausente sin aviso

las ideas se van volviendo sólidas
sensaciones primarias
palabras todavía en borrador
corazones que laten como máquinas
¿serán nuestros o de otros?
este llanto de invierno no es lo mismo
que el sudor del verano

el dolor es un precio / no sabemos
el costo inalcanzable de la sabiduría

pensamos y pensamos duramente
y una pasión extraña nos invade
cada vez más tenaz
pero más triste

resumiendo
no somos los que somos
ni menos los que fuimos
tenemos un desorden en el alma
pero vale la pena sostenerla
con las manos / los ojos / la memoria

tratemos por lo menos de engañarnos
como si el buen amor
fuera la vida.

[Mario Benedetti - Resumen]

Corazonador


El limonero cargado de primavera brilla al sol
el viento de la mañana congela
el cerebro busca los sueños perdidos
aquellas derrotas entre la bruma para rescatarlas con alcohol
el alma paciente enhebra el hilo y la aguja
acaricia sus alas rotas
y el corazón...

el corazón no puede soportar todo esto
cada día
apago uno, enciendo otro.

26 marzo 2012

Grabando mi nombre en una bala - 123


1.- Eres un ser deseado. Estás aquí porque el Universo lo quiso y contribuirás con él al desarrollo de la conciencia.
2.- Siente que eres libre de ser lo que eres, no permitas que nada ni nadie te etiquete, ni te imponga guiones que no se corresponden con tu autenticidad.
3.- Cada ancestro de tu árbol es un don que hay dentro de ti para ser usado a tu favor y al de toda la humanidad.
4.- Aprende a no pedir amor, sino a amar.
5.- Cree en los pequeños milagros de cada día y atiende a las coincidencias, en ellas hay mensajes ocultos que te guían en el correcto camino.
6.- Cada día, haz un acto generoso, un acto de bondad.
7.- Si en tu árbol genealógico hubo traumas, sánalos actuando.
8.- Déjate guiar por tu cuerpo, es sabio. Él te alertará de las situaciones de las que debas alejarte, sintiendo tensión y malestar. También te dirá cuando estás alineado con lo que eres, sintiendo relajación y bienestar.
9.- No contamines tu cuerpo con tóxicos, hábitos perjudiciales o una mala alimentación.
10.- En cuanto puedas, sé independiente. Cuanto antes, trabaja utilizando tu creatividad y realízate desarrollando tu vocación.
11.- Escribe un poema cada día.
12.- Busca y provoca situaciones que te hagan reír y hagan reír a los demás.
13.- Tiende a compartir, a colaborar, a ser solidario.
14.- Cuando tengas problemas, puedes analizarlos, puedes hablarlos, pero ten por seguro que hasta que no actúes no se producirá la transformación.
15.- Siente gratitud por todo lo que te regala el universo.
16.- Recuerda que nada en este plano de existencia perece, sino que se transforma.
17.- Aprende, investiga, observa, escucha, lee, estudia, conoce. Mantén siempre una actitud crítica, no te creas nada que no hayas experimentado por ti mismo.
18.- No te apegues a nada material. No consumas lo que no necesitas. Deshazte de lo viejo, de lo innecesario y de todo lo que no te alegre la vida, y deja espacio para que entre lo nuevo, lo útil y lo bello.
19.- Tampoco te apegues a ninguna creencia. Lo mismo que tu cuerpo se renueva constantemente, también lo deben hacer las ideas.
20.- Siembra cada día las semillas que te lleguen de dentro o de fuera. La semillas pueden ser palabras, caricias, belleza, acciones. Ellas son los gérmenes de más sabiduría, amor, la verdad, la belleza, el arte y la salud.
21.- Cuida con mimo el territorio que está más allá de tu cuerpo, tu casa, tu barrio, tu ciudad... el planeta y el universo.

[21 mensajes para transmitir a cada miembro de la siguiente generación - Carmen Sol]

18 marzo 2012

Soledades

Ellos tienen razón
esa felicidad
al menos con mayúscula
no existe
ah, pero si existiera con minúscula
sería semejante a nuestra breve
presoledad.

Después de la alegría viene la soledad
después de la plenitud viene la soledad
después del amor viene la soledad.

Ya sé que es una pobre deformación
pero lo cierto es que en ese durable minuto
uno se siente
solo en el mundo.

Sin asideros
sin pretextos
sin abrazos
sin rencores
sin las cosas que unen o separan
y en es sola manera de estar solo
ni siquiera uno se apiada de uno mismo.

Los datos objetivos son como sigue.

Hay diez centímetros de silencio
entre tus manos y mis manos
una frontera de palabras no dichas
entre tus labios y mis labios
y algo que brilla así de triste
entre tus ojos y mis ojos
claro que la soledad no viene sola.

Si se mira por sobre el hombro mustio
de nuestras soledades
se verá un largo y compacto imposible
un sencillo respeto por terceros o cuartos
ese percance de ser buena gente.

Después de la alegría
después de la plenitud
después del amor
viene la soledad.

Conforme
pero
qué vendrá después
de la soledad.

A veces no me siento
tan solo
si imagino
mejor dicho si sé
que mas allá de mi soledad
y de la tuya
otra vez estas vos
aunque sea preguntándote a solas
que vendrá después
de la soledad.

[Mario Benedetti - Soledades]

17 marzo 2012

Suicidio fundamental

¿Nos arriesgamos a no querer vernos más?
¿Y a hundirnos en la pena?
¿Y a ignorarnos?
¿Y a que, incluso, podamos odiarnos?
¿Nos arriesgamos a una dolorosa derrota?

De acuerdo: amémonos.

Debate

¿Quién sabe amar?
Entregarlo todo
no pedir nada
y dar las gracias a lo que venga
¿Quién puede cometer acto tan egocéntrico?

Ven a mí

No te apresures
tengo tiempo

Sin salida

Siempre encuentro la manera de hacerlo

Lección de humildad

Hasta el gato
puede pegarme un bostezo

Trayectoria

Miro al gato desperezarse
y sonrío
a cualquier posibilidad futura

Tranquilidad

Estamos condenados a vivir
hasta que sea demasiado tarde

Certeza que se clava

Perder
es vencer al miedo

Sospecha 35

La esperanza es suicidarse
con ganas de vivir

No hay esperanza

Amar
es estar dispuesto
a perderlo
absolutamente todo

Las ganas tuyas, las ganas mías

Siempre hay escalones por subir, amigo.
Es una escalera sin fin la locura.



Ella entra, cierra la puerta tras de sí
y cruza el cuarto en diagonal,
parten dos escafandristas, en la penumbra,
rumbo al mundo abisal.
La piel florece, fosforece,
va dejando una estela de aurora boreal,
todo pasa muy lentamente en el mundo abisal.

Inmersión, inmersión,
cerremos las compuertas,
aventurémonos hacia las inciertas profundidades,
Inmersión, inmersión,
vayamos verticalmente a la deriva
dejando que el vértigo nos acaricie,
viendo alejarse allá arriba la superficie.
Inmersión, inmersión
bajar y bajar hacia las alturas
donde apenas dura la luz del día
donde reina una oscura sensación de algarabía,
las ganas tuyas, las ganas mías
la daga fría apretada entre los dientes,
la draga clarividente de la melancolía.

Extrañas criaturas resplandecientes,
tan lejos de lo común y lo corriente,
muestran los dientes en el mundo abisal.

Ella entra cierra la puerta tras de sí
y cruza el cuarto en diagonal
parten dos escafandristas en la penumbra
rumbo al mundo abisal

[Jorge Drexler - Mundo abisal]

Como a la vida misma

si te perdiera
amor
de tanto amor que perdería
ya no podría
tenerte más

Hermana duda

No tengas toda la vida tan clara
con demasiada luz te ciegas



No tengo a quién rezarle
pidiendo luz,
ando tanteando el espacio a ciegas

No me malinterpreten
no estoy quejándome,
soy jardinero de mis dilemas

Hermana duda,
pasarán los años,
cambiarán las modas,
vendrán otras guerras,
perderán los mismos
y ojalá que tú
sigas teniéndome a tiro,
pero esta noche,
hermana duda,
hermana duda,
dame un respiro.

No tengo a quién culpar
que no sea yo
con mi reguero de cabos sueltos

No me malinterpreten,
lo llevo bien,
o por lo menos hago el intento.

Hermana duda,
pasarán los discos,
subirán las aguas,
cambiarán las crisis,
pagarán los mismos
y ojalá que tú
sigas mordiendo mi lengua,
pero esta noche,
hermana duda,
hermana duda,
dame una tregua.

Hermana duda,
pasarán los años,
cambiarán las modas,
vendrán otras guerras,
perderán los mismos
y ojalá que tú
sigas teniéndome a tiro,
pero esta noche,
hermana duda,
sólo esta noche,
dame un respiro.

[Jorge Drexler - Hermana duda]

Sí. Gracias a ti.

poema yonki

No quiero número de teléfono
no lo necesito
esa no ha salido honesta
por qué te ríes?
que no
ven con mamá
para
por favor, para
muerde
no muerdas
el gato muerde a la mano
abrazo
de garrita
garita, mi cabo
toma ya
eso es un toma ya total
dirty dancing
le he acompañado con la barriga voladora
vola voladora
tengo la cabeza como un balón de nivea
y eso que significa?
azul
como los pitufos
que tengo la cabeza que se mueve lentamente
terminemos con una frase vital
la vida es como un gato
con la barriga llena no puedes volar

16 marzo 2012

15 marzo 2012

Hojas (V)

Un día me empeñé en cerrarlo todo bajo llave. Las cáscaras, el pelo, las uñas, el papel que había usado...
En una mano el hacha. En la otra, algodón.
Nunca se sabe cuando es el momento de cortar con todo y volar a ras de suelo.
En un cofre indescifrable.
Debajo de mi capucha.

Hojas (IV)

Lo que no le gustaba era aquello que sentía tan propio, tan adentro de sí y no podía ver ni coger ni estirar ni retorcer ni arrojar a la vía para que saltara en mil pedazos al paso del tren.

Como cortar los rayos que abrasan las sábanas y las sogas que ahorcan la almohada.

Ella lo hacía con sólo mirarlo.

Hojas (III)

Descapuchó el rotulador de tinta permanente.
Repasó con precisión la silueta en el papel. Cogió con cuidado el dibujo y lo puso ante sus ojos.
'Esta es mi mano', dijo con orgullo.

Pinchó el papel en su corcho, salió de la habitación, fue al taller y se la amputó.

Hojas (II)

Sssht, sssht, sssht, sssht,...
Mientras el barbero afilaba la navaja, siempre le preguntaba '¿Me cortas una oreja?'.
Iba a cortarse el pelo cada semana. Le gustaba llevar puesto siempre su sombrero italiano.

Hojas

Desde que comenzaron aquellos anuncios de Teletienda de cuchillos con nombres japoneses, adoro cortar y cómo se estimulan mis sentidos al realizar esos cortes tan limpios.

Con un buen tomate, por ejemplo. Duro, casi rojo, mediano. Lo coloco bajo mi mirada, sobre la tabla. Cojo el cuchillo de hoja de cerámica. Primero dos cortes precisos desde arriba, pasando por el centro de la pieza, trazando una cruz. Sssct. Sssct. Amo ese sonido: desliza suavemente por dentro y se interrumpe, seco, al contacto con la madera. Giro la mano sin soltar el tomate para finalizar con un corte en horizontal, paralelo a la superficie de apoyo. Suelto los dedos y caen, como una flor abriéndose, ocho hermosos trozos de rojo tierno y jugoso.

Después, lo mismo lo dejo ahí que lo tiro. Sólo como carne.

14 marzo 2012

El amor es simple



Uno se despide insensiblemente de pequeñas cosas
Lo mismo que un árbol que en tiempo de otoño se queda sin hojas.

Al fin la tristeza es la muerte lenta de las simples cosas
Esas cosas simples que quedan doliendo en el corazón.

Uno vuelve siempre a los viejos sitios donde amó la vida
Y entonces comprende como están de ausentes las cosas queridas

Por eso muchacho no partas ahora soñando el regreso
Que el amor es simple y a las cosas simples las devora el tiempo

Demórate aquí en la luz mayor de este mediodía
Donde encontrarás, con el pan al sol, la mesa tendida

Por eso muchacho no partas ahora soñando el regreso
Que el amor es simple y a las cosas simples las devora el tiempo

Uno vuelve siempre a los viejos sitios donde amó la vida

Demórate aquí en la luz mayor de este mediodía
Donde encontrarás, con el pan al sol, la mesa tendida

Por eso muchacho no partas ahora soñando el regreso
Que el amor es simple y a las cosas simples las devora el tiempo

Uno vuelve siempre a los viejos sitios donde amó la vida

[Canción de las cosas simples - Mercedes Sosa]

Mariana, creo que siempre me quedaré con tu versión. La luz, tu voz.
Así de simple, preciosa. Gracias ;)